Lesiones deportivas …

Codo de Tenista por Forehand!
 Lesiones deportivas ... Codo de Tenista por Forehand!

Esta lesión ocurre cuando se realiza la flexión palmar de la mano con una fuerza excesiva. Los factores que producen esa fuerza incluyen la debilidad de la musculatura del hombro o de la mano; servir con mucha fuerza durante una partida de tenis; servir utilizando un golpe con spin; golpear las bolas mojadas y pesadas; utilizar raquetas demasiado pesadas, con un cable muy corto o con un encordamiento muy tenso; rebatir bolas de béisbol.

Continuar ejerciendo incluso con dolor puede provocar el desprendimiento de los tendones del hueso y causar sangrado.

El principal síntoma es el dolor a lo largo del codo y del antebrazo (en la cara anterior) durante la flexión palmar, contra una resistencia o al apretar una bola de goma dura. Para confirmar el diagnóstico, el médico solicita al paciente que se siente en una silla, con el brazo lesionado reposando sobre una mesa y la palma de la mano hacia arriba.

El médico inmoviliza el puño y le pide al médico paciente que él eleve la mano flexionando el puño. El paciente con codo de tenista por golpe directo siente dolor en el codo.

El individuo no debe realizar ninguna actividad que cause dolor cuando se realiza la flexión palmar o la rotación del puño de modo que el quinto quirodáctilo (dedo mínimo ) esté cerca del cuerpo. Después de la curación de la lesión, el jugador de tenis debe fortalecer los músculos del puño y del hombro, así como los músculos dañados.

Fortalecimiento de los hombros

Banco de pesos

Acuéstate de espaldas. Utilice un banco especial o solicite ayuda de un observador para retirar el peso al final del ejercicio. Sostener la barra con los pulgares dirigidos el uno al otro. Levantar y bajar lentamente el peso desde el pecho. Realizar tres series de diez repeticiones, interrumpiendo el ejercicio inmediatamente si siente dolor.

A medida que su fuerza aumenta, aumente el peso. ¡Atención! El ejercicio se debe iniciar con un peso muy leve, ya que éste fuerza los músculos dañados.

Tendinitis del manguito rotador

 La tendinitis del manguito rotador (hombro del nadador, hombro del tenista, hombro del lanzador del béisbol, síndrome de la impactación del hombro) es la laceración y el edema del manguito rotador (los músculos y los tendones que sostienen el brazo en la articulación del hombro Los tendones se lesionan durante la práctica de deportes que dependen de movimientos repetidos de elevación del miembro superior (arriba de la cabeza), como el tiro en el béisbol, el levantamiento de grandes pesos por encima de los hombros, el saqueo en deportes que utilizan raquetas y la natación en los estilos libre, mariposa o de espalda.

Los movimientos repetidos del miembro superior por encima de la cab y que el húmero (hueso del brazo) atrite contra una parte de la articulación del hombro y sus tendones y cause la laceración de fibras.

Si el individuo continúa realizando los movimientos a pesar del dolor, el tendón puede dañar o incluso arrancar parte del hueso.

El dolor en el hombro es el síntoma principal. Inicialmente, el dolor ocurre solamente durante las actividades que exigen la elevación del miembro superior por encima de la cabeza y el retorno del mismo hacia adelante y con fuerza. Posteriormente, el dolor puede ocurrir incluso cuando el miembro superior se mueve hacia adelante como, por ejemplo, en un simple apretón de manos.

Generalmente, el acto de empujar objetos lejos del cuerpo es doloroso, pero el El diagnóstico se determina cuando ciertos movimientos, especialmente la elevación del miembro superior por encima del nivel del hombro, causan dolor e inflamación. Algunas veces, la artrografía (radiografías realizadas después de la inyección de un contraste en el interior de la articulación) puede detectar laceraciones completas de algún tendón del manguito rotador. Sin embargo, la artrografía generalmente no es suficiente para detectar las laceraciones parciales.

El tratamiento consiste en el reposo de los tendones dañados y en el fortalecimiento del hombro. Se deben evitar los ejercicios que incluyan movimientos de empuje algo (alejando el objeto del cuerpo) o de elevar los codos por encima del nivel de los hombros. Sin embargo, siempre que no produzcan dolor, el individuo puede continuar practicando remo en pie sin resistencia (flexionando y no elevando los codos) y empujando hacia abajo en aparatos con pesos que ejercitan los músculos grandes dorsales y los hombros.

La cirugía es a veces necesaria, cuando la lesión es particularmente grave cuando la laceración del tendón es completa o cuando la lesión no cura en un año.

fuente: msd-brazil

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *